Saltear al contenido principal

Conformado el Consejo Interrreligioso Social de Venezuela

Conformado El Consejo Interrreligioso Social De Venezuela

Con el fin de fortalecer la capacidad de integración y esfuerzo colectivo entre los distintos sectores del país, se conformó el Consejo Interreligioso Social de Venezuela.

Se trata de un espacio de comunión “sin exclusiones”, para todos los actores religiosos, políticos y sociales que deseen trabajar juntos por el bien de la familia venezolana, practicando aquellas virtudes que son la base de una buena acción política: la justicia social, la equidad, el respeto mutuo, la tolerancia y el respeto a las libertades, según lo expresa la información brindada por el Secretario General de la CEV.

De acuerdo a la nota de la Conferencia Episcopal Venezolana, representantes de las iglesias: católica, evangélica, anglicana y adventista, la comunidad judía y un conjunto de organizaciones sociales, se han unido para conformar el Consejo Interreligioso Social de Venezuela, “una estructura de reflexión y acción basada en la pluralidad, cuya contribución será generar consensos para mitigar los graves problemas que vive nuestra sociedad”, explicó el Obispo Auxiliar de Caracas y Secretario General de la Conferencia Episcopal Venezolana, Mons. José Trinidad Fernández.

Indicó además que este consejo “expresa la diversidad y valora su aporte en la construcción de la identidad del país que queremos”, que consideran urgente, “ante la emergencia humanitaria y la crisis global generada por la Covid-19, así como la migración masiva, unirnos con amplitud de perspectivas, para que nuestro querido pueblo pueda enfrentar la emergencia, reencontrar la paz y comenzar unidos la reconstrucción del país”.

“Este trabajo conjunto de las Iglesias, comunidades religiosas, organizaciones basadas en la fe y los sectores sociales permitirá anunciar los signos de paz y de reconciliación posibles, con mecanismos de construcción inclusiva y animada por un espíritu participativo y solidario, capaz de recuperar los valores comunes que deben sostener las acciones urgentes que hoy necesita nuestro pueblo”, afirmó el Obispo.

Declaración pública en ocasión de la conformación del Consejo Interreligioso Social de Venezuela

Representantes de las iglesias: católica, evangélica, anglicana y adventista, la comunidad judía y un conjunto de organizaciones sociales nos hemos reunido desde noviembre del año 2019, animados por la búsqueda de soluciones que contribuyan al bien y a la paz, que nos permitan mostrar la posibilidad de construir confianza donde hay precariedad, ver esperanza donde se ve solo fatalidad, vislumbrar vida en lugar de muerte y destrucción.

Inspirados en esa búsqueda del bien común y como un aporte concreto para superar los enormes retos que enfrenta el país, queremos anunciar hoy la creación del Consejo Interreligioso Social de Venezuela, una estructura de reflexión y acción basada en la pluralidad,   cuya   contribución   será   generar   consensos   para   mitigar   los   graves problemas que vive nuestra sociedad, y lesionan el valor esencial de la familia, el sentido de comunidad y debilitan la vida y la institucionalidad democrática.

Este Consejo estará integrado por la Iglesia Católica, representada por la Conferencia Episcopal, el Consejo Evangélico, la Iglesia Adventista, la comunidad Judía, la Confederación Unión de Iglesias Cristianas (UNICRISTIANA), la Iglesia Anglicana y el Consejo de Iglesias Históricas de Caracas.

El Consejo Interreligioso Social de Venezuela tiene el objetivo de fortalecer la capacidad de integración y esfuerzo colectivo entre los distintos sectores del país . Un espacio de comunión sin exclusiones, para todos los actores religiosos, políticos y sociales que deseen trabajar juntos por el bien de la familia venezolana, practicando aquellas virtudes que son la base de una buena acción política: la justicia social, la equidad, el respeto mutuo, la tolerancia y el respeto a las libertades.

El Consejo Interreligioso Social de Venezuela expresa la diversidad y valora su aporte en la construcción de la identidad del país que queremos.  Es particularmente urgente, ante la emergencia humanitaria y la crisis global generada por el Covid-19, así como la migración masiva, unirnos con amplitud de perspectivas, para que nuestro querido pueblo pueda enfrentar la emergencia, reencontrar la paz y comenzar unidos la reconstrucción del país.

Principios y objetivos

1. Conformar un espacio de planificación de actividades conjuntas, inspiradas en el bien común, la promoción de la dignidad humana y la ejecución de respuestas oportunas de asistencia humanitaria a los grupos más vulnerables de nuestro país, que permitan mejorar la vida individual y colectiva de nuestro pueblo.

2. Impulsar la reflexión, el diálogo genuino y el entendimiento recíproco entre todas las comunidades e instituciones religiosas, organizaciones basadas en la fe y los distintos actores sociales y políticos de la sociedad venezolana teniendo como marco los derechos humanos y la dignidad humana.

3. Unir a toda la familia y comunidades religiosas venezolanas, a fin de articular una solución para todos los sectores del país capaz de hacer prevalecer el bien común.

4. Sensibilizar a los líderes políticos para que restablezcan con urgencia una cultura del diálogo y paz, basada en la garantía de los derechos humanos, el respeto de las instituciones democráticas y el Estado de derecho.

5. Crear mecanismos para la construcción inclusiva de propuestas, con un espíritu participativo y solidario, capaz de hacer de Venezuela un país en el que el valor trascendente de la vida, el respeto a las diversas posturas y creencias, el trabajo y los valores que nos unen sean los que construyan la paz social.

6. Asumir el compromiso y el derecho de las comunidades e instituciones religiosas, organizaciones basadas en la fe y de los entes sociales a servir de soporte a la mutua comprensión entre todos los habitantes del país.

7. Animar  las  iniciativas  que  promueven  desde  los  diferentes  sectores  políticos, económicos, religiosos y sociales, el trabajo perseverante de todas las personas de buena voluntad que se dedican, desde su propio ámbito, a edificar un mundo de paz, solidaridad y respeto recíproco.

Este trabajo conjunto de las Iglesias, comunidades religiosas, organizaciones basadas en la fe y los sectores sociales permitirá anunciar los signos de paz y de reconciliación posibles, con mecanismos de construcción inclusiva y animada por un espíritu participativo y solidario, capaz de recuperar los valores comunes que deben sostener las acciones urgentes que hoy necesita nuestro pueblo.

Esta conformación la dio a conocer la Secretaría Ejecutiva conformada por: Mons. José Trinidad Fernández, Secretario General de la CEV y el Padre José Francisco Salazar Vicario General de la Iglesia Anglicana.

En Caracas, a los 22 del mes de Abril de 2020

Mons. Trinidad Fernández
Conferencia Episcopal de Venezuela

Rabino Isaac Cohen
Comunidad Judía

Por Consejo Evangélico de Venezuela
Pastor Javier Chacón
Pastor José Piñero
Pastor Nelson Sevilla
Pastor César Bermejo

La Confederación Unicristiana de Venezuela,
Apóstol Elías Rincón
Pastor Carlos Vielma

Por Iglesia Anglicana
Padre José Francisco Salazar

Por Iglesias Históricas
Padre Ramón Vink

Por Iglesia Adventista
Alpidio Laya

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba